DANIEL CHIANG NOS VUELVE A TRAER «PAZ»

¿Cómo decirte esta vez que bajes las armas y te pongas de pie? es la interrogante con la que comienza “Paz”, single de Daniel Chiang que fue parte de su álbum “Géminis” en 2016 y hoy es relanzado a propósito de la contingencia nacional.

«Originalmente la canción fue escrita pensando en los conflictos mapuche y palestino-judío, pero considerando lo que vive Chile actualmente, esta canción tiene un sentido mucho más profundo de lo que pensaba», asegura el cantautor que en su propuesta mezcla el pop rock con influencias del rock anglo y el folklore chileno, entre otros estilos.

¿Cómo definirías lo que está pasando en Chile?
«Como una revolución social, la cual espero no se la adjudiquen ni los partidos políticos, ni populistas y de verdad podamos tener un país más justo, mejor».

¿Qué crees que va a pasar? ¿Qué te gustaría que sucediera?
«Es difícil saber lo que va a pasar, todo está muy líquido aún, todos están muy agitados. Creo que si el gobierno no sale con una respuesta clara y concisa esto puede terminar perjudicando al país, tanto económica como socialmente.

Lo que me gustaría que ocurriera es que dentro de las próximas 24 horas salieran los políticos (todos y del lado que sean) junto con el gobierno, con una carta con plazos y que ya se decida el camino por el cual el país debe seguir. Y espero de corazón que se haga la asamblea constituyente, la gente no va a permitir que se sigan haciendo acuerdos entre cuatro paredes.

El escenario de incertidumbre en el que estamos es el peor. Además, de verdad quiero que pare la violencia Lo económico se recupera en meses, quizás años pero se recupera. Pero la violencia y la salud mental de la gente que se siente “atrapada” que no puede trabajar, que no puede salir con su familia etc., eso puede ser mucho más grave en el largo plazo».

¿Cuál crees que es el rol que deben adoptar los y las artistas de Chile frente a esta situación?
«Creo que hay dos roles muy importantes. Uno es de verdad mantener el corazón en la lucha como lo hacían los antiguos trovadores. El otro es lograr espacios de distensión en todo esto. Insisto en el punto anterior. La gente esta viviendo con un estrés y una angustia constante del 200%. Si una canción, un show, una película, una pintura puede ayudar a bajar la angustia y el estrés aunque sea momentáneamente. Es un gran avance».

¿Qué le dirías a la gente que considera ‘oportunista’ relanzar este single en este momento? 
«No creo sea oportunista. Desde mi vereda quiero hacer un aporte a todo lo que está sucediendo y entregar un mensaje de <<Paz>>, que no significa terminar con la lucha, significa decir lo que hay que decir, pelear por lo que hay que pelear, pero de manera consiente e informada, para que la lucha sea con quien corresponde y no entre nosotros. Paz fue escrita en el contexto del conflicto chileno-mapuche y el conflicto palestino-israelí, y hoy el país no está ajeno a esa realidad y cobra sentido.

Los artistas independientes también estamos movilizados, hacemos arte, música, transmitimos mensajes, ponemos nuestro corazón y entregamos una mirada sobre lo que está sucediendo. Pienso incluso que es un aporte fresco, algo nuevo. Distinto a lo que hace un grupo de artistas, los mismos de siempre, que reversionan una acción que no es de ellos, y que si bien cobra sentido en estos tiempos, también fue creada en otro contexto. Además me conflictua ver artistas, como Denise Malebrán que fue activa en el gobierno de Michelle Bachelet, participando de estas actividades, cuando entendemos que esto es algo que se viene arrastrando de años y de gobiernos anteriores. Me parece una contradicción».

El próximo 27 de diciembre, el intérprete cerrará el año en Club Amanda, en Vitacura, donde ofrecerá un repertorio especialmente amplio con el que comenzará a celebrar los 10 años del lanzamiento de su primera placa de estudio.